PRESIDENTE DRA. MARIA D. GÓMEZ ARCH
VICEPRESIDENTE DR. RICARDO A. BRAVO
SECRETARIO DRA. CLAUDIA M. BRAVO
TESORERO DRA. BERTA A. GRANILLO

TITULAR 1° DR. ABELARDO NAVARRO
TITULAR 2° DR. OSCAR A. BONINI
TITULAR 3° DR. DIEGO EMILIO OLIVA
SUPLENTE 1° DRA. ANA F. LAGARDE
SUPLENTE 2° DRA. MARIA L. LLOVERA NAUFE
SUPLENTE 3° DRA. MARÍA JOSÉ MONTARZINO

PRESIDENTE DRA. MARÍA ROSARIO AZNARES
VICEPRESIDENTE DRA. MARÍA CRISTINA BELLUNI
SECRETARIO DRA. GABRIELA EUGENIA PASTERIS
VOCAL SUPLENTE 1° DRA. JOSEFA ISABEL FERNÁNDEZ
VOCAL SUPLENTE 2° DRA. MÓNICA A. WÜRSCHMIDT
VOCAL SUPLENTE 3° DRA. ALICIA ISABEL WIERNA

TITULAR DRA. ANA MARÍA DELGADO
TITULAR DRA. BERTA EMILIA FARHAT
TITULAR DRA. ANA MARÍA ANSONNAUD

El hombre como las Instituciones son peregrinos del tiempo y en esas circunstancias encontramos transitando al Colegio de Odontólogos de Tucumán.

Debieron suceder diversos hechos para que se produjera el nacimiento del Colegio de Odontólogos de Tucumán, allá por el año 1983. La formación del Colegio surgió por iniciativa de la dirigencia del Círculo Odontológico Tucumano, como una necesidad para que los odontólogos manejaran el gobierno de la matrícula, la actividad profesional y lo muy importante como es la ética. Esta función a cargo de la provincia fue delegada a nuestra entidad bajo las normas de la Ley 5542/83 y sus reglamentaciones.

Los dirigentes del Círculo recorrieron un largo camino en épocas bastante difíciles, ya que todas las gestiones debían realizarse en la Ciudad de Buenos Aires debido a que la autorización estaba a cargo del Ministerio de Bienestar de la Nación. La creación del Colegio de Odontólogos de Tucumán, con carácter de ente público no estatal, constituido por profesionales del arte de curar, generó un espacio adecuado para debatir cuestiones que son de interés. Este núcleo que nos representa, asume la defensa de los intereses de los matriculados, contralor y regulador de lo pertinente a la ética de la profesión, fiscalizando su correcto ejercicio, vigilando al cumplimiento de la ley y normas reglamentarias, todo ello en virtud de la delegación del ejercicio del poder de policía que realiza el Estado.

En la primera etapa al iniciar su funcionamiento, se eligieron un número de odontólogos para que se desempeñaran en los cargos del futuro Consejo Directivo, y posteriormente entre ellos designaron los cargos, recayendo la Presidencia en el Dr. Jesús María Juárez, nuestro primer Presidente, y Vicepresidente Dr. Hugo E. Formoso. Coetáneamente y como una función importante se creó el Tribunal de Ética y Disciplina del Colegio de Odontólogos de Tucumán cuya función implica cuidar la Ética Odontológica aplicando las normas de la Ley Nº 5542/83 como así también la del Código de Ética vigente. La primera etapa consistió en la consolidación jurídica de la Institución. Posteriormente al producirse la modificación de la Constitución de la Provincia por un defecto de transcripción en la que se objetó que la colegiación estaba enmarcada como inconstitucional, indicando que la colegiación no era obligatoria, y que era voluntaria trajo aparejada conflictos judiciales que tenían como objetivo impugnar la obligatoriedad de la Colegiación profesional. El primer colegio que hizo respetar la ley de colegiación, fue el Colegio de Odontólogos de Tucumán ante el planteo de cinco colegiados amparándose en las interpretaciones antes mencionadas de la nueva Constitución Provincial.

Nuestra entidad obtuvo un fallo Judicial favorable en la Cámara Contenciosa Administrativa y posteriormente ratificada por la Corte Suprema de Justicia de la provincia, Sentencia Nº 1133 del 28 de Diciembre de 2000, presentaciones brillantemente realizadas por nuestro Asesor legal Dr. Arturo B. Torres. Con estos fallos se sentó precedente en la provincia el que se mantiene hasta la fecha habiendo beneficiado a los distintos colegios profesionales de Tucumán. Actualmente este problema fue subsanado, expresado en el Artículo 40 inc. 10 de la Constitución de Tucumán: “La colegiación profesional es obligatoria. El Estado ejerce el poder de policía sobre las matrículas profesionales, que puede delegar por ley en los respectivos Colegios o Entidades Profesionales”. Otro hito importante de la actividad institucional del colegio quedo materializada con a creación de la Caja de Previsión y Seguridad Social para los Profesionales de Tucumán, cuya vigencia se extiende desde el año 1990 hasta la fecha. En la redacción del anteproyecto participó el Asesor Letrado del Colegio Dr. Arturo Benjamin Torres. En esta breve síntesis se ha tratado de reflejar las actividades institucionales más relevantes, quedando para una próxima nota ampliar otros rubros abarcativos del quehacer institucional del Colegio.

Consejo Directivo



Las disposiciones de este código abarcan los derechos que pueden invocar y los deberes que tienen que observar todos los profesionales odontólogos con relación a la sociedad, los enfermos colegas y afines, entidades gremiales, colegios profesionales y el Estado.


El profesional no practicará ninguna operación a menores de edad sin la previa autorización de los padres o tutores del enfermo. En caso de menores adultos su consentimiento será suficiente tratándose de operaciones indispensables y urgentes y no hubiese tiempo de avisar a sus familiares. Conviene dejar constancia por escrito.


Especialista es quien se ha consagrado particularmente a una de las ramas de la ciencia odontológica, realizando estudios especiales en facultades, hospitales y otras instituciones que están en condiciones de certificar dicha especialización con toda seriedad, ya sea en el país o en el extranjero y luego haber cumplido dos años como mínimo, en el ejercicio profesional.

Av. Provincia de Salta Nº 415 - T4000IRE - San Miguel de Tucumán - Tucumán - Republica Argentina - © 2018